medicina sexual

Falta de Deseo Sexual

Podcast en el programa de Carlos Herrera sobre la disfunción sexual femenina.

Qué es la disfunción sexual femenina

-El doctor Natalio Cruz, nuestro andrólogo, urólogo, sexólogo, todos los “ólogos” posibles de guardia, se acerca cada lunes, poquito a poco a este Bazar de la Ideas, que es este programa de onda cero y nos deja alguna perlas cultivadas.

-Buenos días Carlos, buenos días a todos.

-Buenos días, estamos pendientes de tus sabias palabras.

-Para tener un buen sexo, para tener una buena salud sexual.

– Correcto, nos habías prometido hablar de la disfunción sexual femenina, que supongo que será aquello que les impide disfrutar de relaciones sexuales, de relaciones personales con plenitud.

-Sí, efectivamente esa es la definición, es un trastorno que afecta, bueno al comportamiento de la mujer, le impide disfrutar de la relación sexual, o que interfiere en sus relaciones personales, que le afecta negativamente en su calidad de vida.

-Hablamos de factores orgánicos, psicológicos, ¿es dolor?

-Nos pasa un poco, como nos pasaba hace años con el varón ¿no? Hace 15 años pensábamos que todo era psicológico, todas las causas de problemas sexuales, eran psicológicas. Hoy nos pasa algo parecido, cuando una mujer , plantea un problema de que tiene un problema sexual, con mucha frecuencia la etiquetamos como psicológica, y en consulta, incluso en consulta, hay algunos que le recomiendan, relájate, no tengas problemas, quizás es un problema transitorio. Yo creo que como todo,  un problema sexual en una mujer, puede ser también un indicativo de que algo falla en su salud en general, y tendremos que pensar que hay muchas causas orgánicas, una diabetes, un trastorno neurológicos, una infección a nivel vaginal , un dolor, que se va a expresar y va a suponer, un problema a nivel sexual.

-Pero la frigidez, cuando se habla de frigidez, ¿Qué es?

-Hay muchos mitos ¿eh? , hay mucho mitos, en las clasificaciones que tenemos hoy día no existe la frigidez, es un término coloquial , nos sirve para entendernos, para saber que es, una falta de deseo, se habla de dificultad a nivel de excitación, en nivel genital o nivel psicológico. Una mujer puede sentir deseo, pero tener dificultad para conseguir esa ingurgitación genital, esa lubricación, ese estado de excitación. También puede haber trastornos relacionados con el orgasmo, es decir, tengo deseo, me excito bien pero no llego al orgasmo, me cuesta llegar o antes llegaba más fácilmente de como llego ahora.

Y finalmente los que están relacionados con el dolor, hay dolor que está relacionado con el coito y hay otros que no, que son independientes del coito, por lo tanto este término que hablábamos antes… Yo recuerdo algunos mitos que se decían, no hay mujer frígida, sino hombre inexperto. Yo creo que bueno esto está superado, cada cual es un poco responsable de su propia excitación, de su propio deseo, una mujer pues bueno, en un momento de su vida puede pasar un bache, tener menos deseo, pero por eso no se le puede etiquetar como mujer frígida ni mucho menos.

Yo creo que tenemos que abordar ese caso, ver qué pasa, en ese momento, no etiquetarla, sino ver qué pasa en ese momento.

-Por ejemplo, algunos, el dolor sexual puede venir por varias razones, una de ellas eso que se llama la dispaurenia, que es el dolor asociado a la penetración, otro puede ser el vaginismo y otro puede ser el dolor sexual que no tiene que ver con el coito.

-Sí, esto, son, el dolor posiblemente sea lo más preocupante, al menos lo que a mi más me preocupa, porque es la parte más médica, más directamente relacionada. Hicimos una encuesta, aquí en Sevilla, con 500 mujeres sanas, a las cuales se le aplicaron una serie de test para función sexual femenina, y realmente es alarmante, porque bueno mujeres sanas sin ningún problema, había un 22% que no tenían relaciones por dolor. Y este dolor, puede haber alguno que es un vaginismo, esto es una cosa distinta, una contracción vaginal de origen psicológico , es antes de la penetración, pero es que hay otro que es relacionado directamente con la penetración, muchas mujeres están teniendo dolor, que le es desagradable una penetración,  incluso aunque estén deseando tenerla, con su pareja con la que se llevan muy bien , ¿no?

Esto suele ser porque hay una sequedad vaginal, o como consecuencia de inflamación en la pelvis, en la vagina, como consecuencia de infecciones, es muy frecuente, por ejemplo, después de radioterapia, algunos problemas, o bien eso, que está empezando a retirarse la regla, hay un poquito de menopausia , un poquito precoz, y por tanto no está tan lubricada la vagina.

-Ajam, bien.

-Realmente el médico, es un término bastante médico , podemos ayudar mucho a esta mujer si la exploramos , la atendemos, le hacemos caso, porque vamos a quitar un dolor y posiblemente arreglar un problema de pareja que también está generando, porque ellas a veces lo hacen, bueno porque no le queda más remedio, pero le está doliendo.

– El deseo sexual hipoactivo, o sea que tiene aversión por el sexo, bien porque le produce dolor, bien porque, no sé , tiene ausencia del deseo sexual, eso qué.

-Esta es la causa más frecuente que hay ahora mismo de trastorno sexual femenino, se habla de que, según los anglosajones, llega a un 40%, hemos visto que en nuestra población española es un poquito menos, afortunadamente, un veintitantos por ciento, pero es un trastorno alto, esto va de tener menos fantasía sexual, menos ganas, bueno, estar menos dispuesta, rehuir un poquito la relación, tener menos deseo sexual, hasta el máximo grado, que puede ser esa aversión, llega un momento en el que yo , me llevo bien con mi marido pero  es que me da un poquito de… hasta incluso un poquito de asco, es curiosa la sensación de asco, de la aversión que se puede generar, y curiosamente en alguno periodos de la vida de la mujer.

Por ejemplo durante el embarazo , hay algunas mujeres que tienen una sensación no sé,  de repulsión hacia su marido y precisamente es una época muy bonita, en la que ellas están predispuestas, están muy hermosas, y hay alguna mujeres que experimentan esta sensación que es física, que no tiene nada que ver con amor, ni atracción , que le sigue atrayendo, le sigue gustando , pero es puramente física, bueno, esa sensación de aversión por el sexo , puede estar relacionado con violencia, con trastornos incluso  hormonales, déficit hormonal, y por eso hay que estudiarlas, hay que hacerle caso, una mujer que dice que de pronto, su pareja con la cual tampoco tiene un problema  especial, ni un conflicto de pareja tan importante, y que ella por otro lado está relajada, no hay que etiquetarla que está nerviosa y que se tiene que relajar, pues sencillamente es que tiene un problema.

-Natalio, la desinhibición de la mujer española, ¿Ha acobardado al hombre?

-Bueno esto es un cambio de rol fascinante, ver cómo los jóvenes, ver cómo los chicos jóvenes están llegando con problemas, yo veo que en el momento de la seducción, hay un chico , que le atrae un chica, y hay un periodo, que es el periodo de conquista, que ha sido el modelo clásico que nosotros hemos transmitido a nuestros hijos, es un rito.

En ese momento el hombre se va excitando y va, probablemente entrando en excitación , va poniéndose como decimos coloquialmente, porque la mujer ha tomado un protagonismo, ha tomado la iniciativa en muchos.. y eso es bueno, pero claro, el problema es que nos podemos saltar algunos pasos y al hombre no entra tan fácilmente en excitación como pensamos, no es tan automático, no es tan on/off como podemos pensar.

Y algunos chicos llegan a la consulta preocupados, porque bueno le ha venido la chica, la mejor de grupo, la que todos sus amigos dicen que es la que está mejor y le ha dicho, vámonos, pero se lo ha dicho ya y él no ha sido capaz de responder. Bueno yo creo que hay que dar un tiempo para todo e incluso para el sexo, hay que tomarse su tiempo y ese periodo de conquista y seducción es importante.

-Oye, ¿ Dolores asociados al  coito pueden tener causas por algún tipo de inflamación, cirugía, por alguna infección, es decir, por causas orgánicas notables?

-Si efectivamente, después de un parto, por ejemplo, con una episiotomía, después de una cirugía vaginal, una histerectomía vaginal, en la cual se reduce un poquito el tamaño vaginal, después de radioterapia, de inflamaciones, es lógico que permanezca un tiempo de dolor, a veces una cicatriz retráctil, sencillamente o una glándula un poquito inflamada a nivel vaginal, en la vulva, hay que decir que esta exploración que tenemos que hacer en la consulta,  no es en absoluto, digamos, dolorosa, simplemente una exploración visual, muy superficial, sin molestar a la señora, nos puede dar una información espléndida, y decir, bueno, yo recuerdo algunos casos que, venían derivados incluso desde psiquiatría, y en la misma consulta hemos visto un quistecito, al lado de la uretra, hemos hecho una pequeña intervención y se ha quitado el dolor absolutamente, que venían arrastrando durante más de 15 años. Son pequeños gestos que en un momento dado le cambia la vida a la mujer y a la pareja, realmente los problemas sexuales siempre afectan a dos. 

– La semana que viene podríamos hablar de los grande mitos que vienen dados ya como verdades absolutas, como el punto g, el tamaño si importa, sobre todo, la parte del clítoris que no está a la vista, todas esas cosas que se dicen que existen y que ya ves.

– Yo creo que sí, yo creo que hay más de diez mitos grandes, la adaptación entre el pene y la vagina, la mujer frígida, o los orificios, es curioso la ignorancia ha llevado a ciertas mujeres, sobre todo de cierta edad, no haberse mirado nunca, y pensar que ahí un orificio único , por donde sale la orina, la menstruación, incluso sus hijos, pero no saben realmente la anatomía , no se han preguntado por dónde, por cómo y cómo funciona. El clítoris, el aparato reproductor femenino, curiosamente es muy parecido al masculino, nada más con diferentes dimensiones, lo podríamos explicar tranquilamente.

-La semana que viene hablamos del punto G, si el mito es cierto o si el punto G existe, que tanto se ha hablado de él que ha mapas, hay auténticos exploradores del punto G, nunca llegaron al Dorado y ahí se quedaron, doctor Natalio Cruz me alegro de saludarlo, la semana que viene más.

-Hasta la semana que viene Carlos.

¿Los remedios caseros o naturales son efectivos?
En muchas farmacias o en Internet pueden encontrarse una gran cantidad de remedios naturales que prometen mejorar el desempeño y aumentar el apetito sexual tanto en hombres como en mujeres. Muchos de estos productos vienen en presentación oral y otros para ser aplicados directamente en los genitales externos en forma de cremas, lociones y ungüentos. Sin embargo, más del 95 por ciento de estos productos naturales no están aprobados por agencias sanitarias como la FDA de los Estados Unidos o el Ministerio de Sanidad del Reino de España, por lo que es difícil garantizar su seguridad y su eficacia. Muchos remedios para ser usados en casa y que ayudan a “aumentar la libido” pueden producir efectos secundarios, causar alergias o interactuar con otros medicamentos.  La recomendación general es asistir a un profesional de la salud calificado que indique medicamentos de uso confiable. La automedicación es una práctica que puede poner en serio peligro la salud del paciente.
¿Qué actitud puedo tomar ante una falta de deseo sexual? ¿Cómo puedo comenzar para combatir el poco deseo de tener relaciones sexuales?
De acuerdo a muchos centros de sexología y psicología sexual humana, no todas las enfermedades pueden ser curadas con medicamentos o procedimientos complejos como cirugías, muchas de ellas como la disminución del deseo de intimidad sexual pueden encontrar solución en pequeñas acciones como:
  • Practicar meditación. Esto ayudará a relajar el cuerpo y a apaciguar la mente, lo que será útil para liberar tensiones y sentir mayor confianza en las capacidades propias.
  • Hacer ejercicio físico que favorecerá la circulación sanguínea, fortalecerá los músculos y que el cerebro libere sustancias tranquilizantes, entre muchos otros efectos positivos.
  • Alimentarse adecuadamente con una dieta balanceada y llena de vegetales, frutas y verduras. Esto ayuda a mejorar el estado físico y la química del organismo.
  • Dejar atrás malos hábitos y adicciones como al alcohol, al cigarrillo o el sedentarismo.
  • Pensar nuevas e interesantes formas de mejorar la vida sexual o hacerla más dinámica. La comunicación es un arma vital. Conversar con la pareja y exponer las preocupaciones y los aspectos positivos de la relación es uno de los factores más fundamentales para que el tratamiento del bajo deseo sexual sea efectivo. Esto es clave para evitar divorcios o separaciones de pareja y en los que curiosamente, la sexualidad es una de las causas más importantes.
Soy un hombre y siento mi libido decaída ¿Podría mejorar o aumentar el deseo sexual si tomo Viagra®?
Cuando el de seo sexual bajo o no es tan intenso como en el pasado, difícilmente podrán los conocidos retardantes o vasodilatadores aumentar la libido debido a que estos ayudan a mantener y lograr la erección propiamente dicha, no fomentan ni promueven los estímulos sexuales necesarios hacer que el pene se haga más rígido y grande. De hecho, la mayoría de los hombres con libido baja poseen una función eréctil normal e incluso, muy buena. Lo que existe es un problema emocional (casi siempre) para sentir placer y llegar a la erección.
¿Cómo puedo prepararme para antes de asistir a la consulta con el médico?
Es recomendable que cada paciente que busca ayuda profesional para tratar de solucionar su problema de bajo deseo sexual acuda ya teniendo claros varios puntos para facilitar el diagnóstico. Estos puntos pueden ser:
  • ¿Desde cuándo siento que ha caído mi interés sexual? ¿Cuándo fue la última época de mi vida que percibo como la más activa sexualmente?
  • ¿Cómo está la relación de pareja? ¿Es estable o más bien existen conflictos frecuentemente? ¿Cómo está la comunicación de pareja? ¿Me siento atraído sexualmente por mi pareja?
  • ¿Cuáles son nuestros hábitos sexuales en pareja? ¿Hacemos siempre lo mismo o por el contrario, buscamos innovar? ¿Es interesante lo que hacemos en el sexo? ¿Cuántas veces hacemos el amor en un mes o en una semana?
  • ¿Siento que me preocupo por mi salud física y mental? ¿Qué hábitos saludables hago para sentirme vitalizado? ¿Me estoy sobrecargando de trabajo? ¿Cómo está mi alimentación? ¿Hago ejercicio físico?
  • ¿He consumido medicamentos? ¿Cuáles han sido y por cuánto tiempo los he tomado? ¿Recuerdo la razón por la cual el médico me los recetó?
  • ¿Me he sentido más débil que antes? ¿Cómo es la calidad de mis erecciones si soy hombre? ¿Siento dolor vaginal durante la penetración o estoy cerca de la menopausia si soy mujer?
¿Qué puedo hacer para bajar mis niveles de estrés o ansiedad?
Se dice que las enfermedades del siglo XXI son el estrés y la ansiedad dado el acelerado ritmo de vida que se vive en la actualidad y la cantidad de presión laboral a la que se someten las personas. Todo esto puede causar malestar físico y debilitamiento general repercutiendo negativamente en el deseo sexual, un elemento totalmente biológico y signo de bienestar físico, mental y emocional. Tratar el estrés y la ansiedad puede ser una tarea compleja dado que las causan que las producen pueden ser muy amplias, pero en general, existen técnicas y hábitos que pueden ayudar como, por ejemplo:
  • Practicar deporte o actividad física (correr, bailar, montar bicicleta, salir a caminar).
  • Descansar apropiadamente, más de seis horas diarias, pero menos de ocho.
  • Alimentarse adecuadamente.
  • Meditar.
  • Cultivar relaciones sociales sanas y no olvidar los pasatiempos.
  • Si se está en una relación de pareja, es tarea de ambos cuidarla y mantener viva la llama de la pasión a pesar de las circunstancias.

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments

0
Would love your thoughts, please comment.x