urología y andrología

Tumores

El cáncer de próstata diagnosticado a tiempo tiene muy buen pronóstico,

Repercusión sexual por cáncer de próstata

– Querido Doctor Cruz Natalio, buenos días.

– Hola buenos días Carlos, buenos días a todos.

– ¿Qué tal va todo? ¿Cómo ha ido la semana?.

–  Muy bien, buena semana, bueno, mucho trabajo eso está siempre bien, hay que alegrarse de tener trabajo y de disfrutar haciéndolo.

– La semana pasada, con esto de la próstata que siempre decíamos, y para qué sirve la próstata, sobre todo le preocupa a los señores, para qué sirve la próstata y su circunstancia. Hablábamos de las dos maneras que tenía la próstata de ponerse malita, una era buena y otra era chunga. La buena era lo que decíamos la hiperplasia benigna de próstata, bueno, aquello crece y aquello dificulta todo. Pero cuando las cosas crecen demasiado seguramente no están tan operativas como cuando están en su justo término, pero hay otra forma que es el cáncer de próstata. Cáncer de próstata se ha evolucionado mucho en la diagnosis, en la fórmula de detectarlo sin necesidad de abrir al tío en canal y, ¿Pero los problemas que en repercusión sexual tiene el cáncer de próstata son muy parecidos a la hiperplasia benigna?

– Bueno sí, sí y no, haber en primer lugar, es decir que cuando el paciente llega ya con la sintomatología del cáncer de próstata, y cuando empieza a dar problemas, hay un alto porcentaje de ellos, pues, en torno al 40 y 50 % que también tienen problemas sexuales, es decir, de 50% incluso posiblemente más ¿no?, dependiendo de la edad, y diagnosticamos, hacemos un PSA, un tacto rectal nos alerta la sintomatología de problemas de urinarios, y por eso acudido al médico, al lugar urólogo y se diagnóstica. En ese momento decimos, ya tenemos prácticamente un 50 % de pacientes, tiene algún problema sexual, a veces es un problema de erección, a veces un problema de eyaculación, un dolor, algo que le está trastornando desde punto de vista sexual.

Pero luego tenemos que enfrentarnos a la etapa de tratamiento, y ahí es donde de verdad el paciente va a sufrir el grave deterioro en su función sexual.

– Porque es una cirugía radical de próstata, es decir, hay que llevarse por delante todo lo que hay.

– Clásicamente ha habido, era, sobre todo antes era solamente cirugía, hoy día tenemos dos alternativas potentes y además que hay que decir dos alternativas que son curativas, no es que quitemos el tumor y el paciente prosiga con su cáncer. Sino que en el 90% incluso más vamos a curar al paciente y se va a olvidar del cáncer, se va a olvidar me refiero, va a quitarse el cáncer completamente.

– Hablamos de una adenocarcinoma.

– Un adenocarcinoma. Adenocarcinoma de próstata, un cáncer de próstata. Pues un cáncer de próstata hay que decir primer mensaje positivo es que se cura, o sea que no tenemos que tener, suelen ser de un crecimiento lento, no es una urgencia, hay que quitarlo si es posible, bueno, y habrá que pactar con el médico, con el urólogo cuál es el tratamiento más adecuado para cada paciente. Unos van a radiarse, van a recibir una radioterapia, por diferentes vidas, radioterapia externa o braquíterapia o radioterapia interna.

Anatomía general de la próstata

Una es externa porque es el aparato emisor que emite ondas de radioterapia está fuera del organismo, y la radioterapia interna o braquíterapia es porque hay unas semillas radiactivas, que se ponen dentro de la propia próstata cancerosa, y esa mata a las células malignas.

– Pero las consecuencias más temidas de esa intervención son: la incontinencia urinaria y la disfunción eréctil.

– Efectivamente, prácticamente el 90% podemos decir de los que se operan de una cirugía radical de próstata, y ojo, porque hay que diferenciar lo que es la cirugía del cáncer de próstata radical de próstata, una prostatectomía radical, de aquella otra que es la próstata benigna que se operaba como decíamos la semana pasada, bien por láser, o bien por recesión, que es la que se opera más frecuentemente, o sea, que nadie confunda, me han operado de próstata y esto. No, cirugía radical de próstata, y esta es la que causa el 90% incontinencia e impotencia. Incontinencia es un escape de orina después de operarse, la mayoría de estas incontinencias luego se van resolviendo con el tiempo solas, y a medida que el paciente se acostumbra a hacer una serie de ejercicios, perineales, empieza a controlar y finalmente al cabo, como mucho de un año, con mucho año, o sea, seis meses es un año, solamente el 10% quedan con incontinencia, hacia algo que les puede,  desagradable lógicamente que tenemos también que tratar ese 10%.

En cambio, la disfunción eréctil, la impotencia, sí que afecta más, que te afecta, en principio también al 90%, pero es que luego con el tiempo y conforme evoluciona pues si hay hasta un 60 % o 60 % que pueden quedar con patologías. Pues van a necesitar un tratamiento para este problema de erección.

– ¿Hay acortamiento del pene?

– Ese es otro de los efectos secundarios de tener una cirugía radical. La cirugía radical al quitar la próstata y afectar a esa parte en digamos de uretra, produce un acortamiento del pene. Todos los pacientes lo notan y el hecho además luego de pasarse el miembro muchos meses incluso años sin tener erecciones también los retrae, por lo tanto muy común que se quejen de un discreto acortamiento, una retracción del pene.

– ¿La libido?

– Sí, el libido, hay dos cosas que afectan al deseo sexual, uno primero es la sensación de tener cáncer, esto ya trastorna psicológicamente al que lo tienen, después pasa por un proceso que es pre operatorio, explicaciones, ingresos, sondas. Éstas como como seis meses, pensando en quitándote y poniendo la sonda, luego viene la incontinencia, tiene escapes de orina, es imposible tener sexo con incontinencia y finalmente aquello ya se empieza a controlar todo.

En esa época, hay una pérdida de deseo. La pérdida de deseo está, no suele ser de causa orgánica, a menos, que se haya puesto un tratamiento que ponemos que son anti andrógenos, que lo que hace es quitarte precisamente el deseo, quitarte la testosterona. Hay algunos pacientes con cáncer, no todos, ni muchísimo menos, pero un porcentaje pequeño necesitan además de la cirugía, poner tratamiento de antiandrógenos y esto le va a quitar el deseo.

– Con lo cual. ¿Cómo se rehabilita sexualmente a esa persona?

– Sí, hay muchas ideas, digamos se han ido ocurriendo a lo largo del tiempo muchas ideas para no perder esa esa erección. Se sabe que hay un daño neurológico, y hay un daño vascular, pues bien, también se ha demostrado, esto ya se vio con animales de experimentación, pero también se ha confirmado en humanos, que si empezamos pronto a mantener erecciones, erecciones que no tienen por qué ser para relaciones, pero cuanto más pronto empiecen las erecciones, menos se retrae el pene y más pronto recuperará erecciones espontáneas o selecciones naturales, y esto se hace con tratamientos vía oral con por ejemplo: fármacos inhibidores de fosfodiesterasa tipo tanalafilos, sidelafilo,  cualquiera de estos que están en el mercado intentando a ver si eso responde algo la erección. Si no respondiera con eso pondría muy inyecciones intracavernosas para provocar la erección.

 Se han utilizado también dispositivos de vacío, y lo que queremos de verdad es que al menos haya alguna erección, aunque sea pequeña, una vez por semana.

El individuo, después de quitarse la sonda al mes de haberse operado, empezamos a tener aunque sea una pequeñita erección, una vez por semana, la probabilidad de recuperar sus erecciones va a ser muy superior al que abandonamos el órgano a su suerte durante un año o dos años. Entonces, la probabilidad de recuperarlo es menor.

 Hacemos dos cosas: una es que se recuperan más y otras que se recuperan más pronto, y a eso, a ese tratamiento, digamos, que eso es nada más que intentar provocar erecciones, le llamamos rehabilitación del pene.

 Se ha visto recientemente un estudio publicado en el European Urology, que es nuestra revista europea de divulgación, un estudio en el cual han participan muchos centros españoles de que dirigentes del Virgen del Rocío de Sevilla, en Madrid etcétera.

 Que si se da ese tratamiento no solamente provocamos, tendremos erecciones antes, sino que además el pene se acorta menos, ese efecto de acortamiento lo disminuimos y por supuesto vamos a conseguir más satisfacción sexual del paciente, que también se resiente mucho hasta el 60 a 90 % del hombre lógicamente se quedan con problemas sexuales.

 El otro gran problema, el problema de la eyaculación, este afecta prácticamente a todos, porque cuando quitamos la próstata, digamos que la eyaculación siempre es seca, es decir, ¿no? llega al orgasmo pero no eyacula, nada, no sale nada, algo que bueno también preocupa al varón sí bien por supuesto le preocupa menos que el hecho de no tener erecciones.

– Hay una pregunta de Jorge, pide al Doctor que hable de las operaciones de próstata a través del robot da vinci. Una cirugía laparoscópica robotizada, que es radical pero parece que los resultados en cuanto a impotencia e incontinencia son mucho menores ¿no?

– Sí, la cirugía radical ha ido dando una serie de escalones. Lo primero que se me ocurrió fue la identificación de las bandeletas. La identificación de las bandeletas neurológicas que son las que potencian la erección, la que favorecen la erección, están muy pegadas a la próstata pero pueden separarse, pueden separarse.

 Entonces todas las cirugías lo que van es a tener mejor visión, la cirugía convencional, si te pones gafas de aumento consigues ver mejor las bandeletas y puedes abrirles, es decir, la cirugía abierta.

 Cuando usas cirugía laparoscópica aún se ve mejor, entonces esas bandeletas son más fáciles de separar, es decir,  por laparoscopia parece que, bueno, con pocas diferencias quizás pero si se conseguía un poquito menos de impotencia, y finalmente con la cirugía robótica, el robot parece que tiene más precisión a la hora de ver esas bandeletas y son más fácilmente identificables.

Estamos hablando de porcentajes realmente pequeños y lo que hay que decir es que al menos una de las bandeletas debería intentar preservarse, por ejemplo: si uno tiene un cáncer de próstata, la próstata tiene dos lóbulos afecta sobre todo a uno de los lóbulos, siempre la cirugía radical debe ser en ese lado más agresiva, en el otro que no asienta el tumor, siempre se puede respetar con más seguridad esa bandeleta.

laparoscopia

Cirugía próstata por laparoscopia

– Doctor ahora se ha puesto de moda las cirugías de vanguardia con la próstata, es decir, las revistas, los periódicos están todo el día hablando de la buena nueva, usted ¿Qué opina?

– Bueno, todo esto no deja de ser, ya digo que los porcentajes son mínimos, cuando uno de verdad analiza los datos son, bueno, pues si, son algunos algún porcentaje un poquito mejor, son un poquito mejores esas cirugías y efectivamente hay que recomendar esas cirugías de vanguardia ¿no?. Luego aparte, pues siempre hay un efecto marketing evidentemente ¿no? Cirugía robótica, el propio robot Da Vinci es una tecnología muy cara, muy cara que, bueno, que hay que hay que justificar ¿no? Porque realmente esta esta cirugía va a tener este esta indicación concretamente en la urología, intentar preservar algo más de erección en estos pacientes, y por tanto, está justificada pero evidentemente también, pues bueno, hay que dar divulgación porque es un producto caro de consumo.

– ¿Hay casos similares, el cáncer de vejiga cursa con un cuadro parecido? por ejemplo.

– Sí, le llamamos nosotros los médicos, cirugía pélvica radical. Entonces es una cirugía que entra dentro de la pelvis y afecta, por ejemplo: al rectosisma, el que tiene un cáncer de recto muy bajito, ya prácticamente fuera, cerca del ano, necesita una cirugía muy agresiva, combinada por vía abierta y vía perineal.

La cirugía vesical, si uno tiene un cáncer de vejiga infiltrante y necesita quitarse la vejiga y la próstata completamente, claro tenemos que ser muy agresivos porque básicamente el paciente cuando tiene un cáncer lo que quiere es curarse y lo que el médico es que se cure, es decir, que sobreviva, hay que decir como al principio comentábamos que el el 90% van a curarse, pero claro en este momento cuando uno le diagnostica un cáncer, doctor cúreme, y uno le explica, mire usted, lo mejor se queda usted impotente, me da igual, cúreme por dios, cúreme, quiero salvar el pellejo. La felicidad digamos, que es lo que yo le transmito a los pacientes, la felicidad es que al año ese mismo paciente se está preocupando de otras cosas, no tengo la misma calidad de erección es más y yo le digo mira, acuérdate cuando viniste en diciembre del año pasado y pensaba en salvar el pellejo ¿lo hemos conseguido? Te ha salvado hoy, te ha salvado el año que viene, te ha salvado el siguiente, es decir,  que también hay que poner en ese punto la reflexión ¿verdad? Indudablemente y seguimos investigando para cada vez causar menos daños colaterales, como la como con las guerras, menos daños colaterales, con menos daños, efectos adversos, pero indudablemente hay algunos que son impepinables, son imposibles de evitar.

– Querido Doctor Natalio Cruz, me alegro mucho saludarle mucho.

– Muchas gracias, muchas gracias Carlos, buen sexo a todos. Buen día a todos.

Hide

Hide

¿Hay alguna relación entre la adenomectomía (prostatectomía laparoscópica simple) y la erección?

Hay dos tipos de relaciones fisiológicas o fisiopatológicas entre la patología de la erección y la patología prostática. Por un lado la propia patología prostática daña la erección porque comparte mecanismos fisiopatológicos, es decir, la falta de vascularización, la fibrosis, y algunos otros componentes moleculares que afectan tanto a la erección como a la próstata. Y cuando la próstata se aumenta de tamaño y aparecen clínica miccional, pues entonces aparecen también problemas de erección.

En segundo lugar, hay una relación por los tratamientos que se utilizan para corregir los problemas de próstata. Por ejemplo, uno de ellos, es la adenomectomía que es una operación indicada para la hiperplasia benigna de próstata. Algunos de los tratamientos médicos empleados para la patología prostática y algunos de los tratamientos quirúrgicos empleados para la hiperplasia en línea de próstata, pueden afectar a la erección al retirar o eliminar tejidos.

¿Cuánto tiempo de media suele durar la insuficiencia urinaria después de una operación de próstata?

Es variable de un paciente a otro, y va a estar oscilando entre aproximadamente unos seis meses y un año. A partir de un año normalmente la capacidad de mejora va a ser prácticamente nula y hemos de pensar en un tratamiento con malla suburetral como el que desglosamos en esta página.

¿Puede escocer o arder al orinar debido a una próstata agrandada? ¿Y en la erección?

Si, las molestias al orinar (en la uretra) relacionadas con la próstata pueden ser causadas por la HBP y también por infecciones de orina o prostatitis derivadas de esta, ya que existe una propensión a que se produzca en pacientes con próstata aumentada de tamaño.

Si tengo problemas de próstata y experimento erecciones nocturnas ¿Eso es malo?

No, en lo absoluto. No tiene ningún problema.

Soy muy deportista, y me han diagnosticado problemas de próstata ¿Tengo que dejar de hacer ejercicio?

No tienes por qué dejar el ejercicio en lo absoluto, al contrario debes seguir si es moderado y beneficioso para tu organismo, hablando de forma general (y no de deportes de riesgo o de contacto directo como artes marciales).

¿Por qué no se puede tomar un examen de próstata habiendo tenido relaciones sexuales algunos días antes? ¿Por qué recomiendan no tener relaciones sexuales si te vas a hacer un examen de próstata?

No sabemos de dónde sale tal afirmación, no es algo que en nuestro centro indiquemos de esa manera.

¿Se pueden tener relaciones sexuales con la próstata inflamada? ¿Se corre algún riesgo?

No, al igual que comentábamos con el ejercicio deportivo, no hay ningún riesgo especifico asociado a ello.

¿La tamsulosina provoca problemas de eyaculación?

Si, uno de los principales efectos son los trastornos de la eyaculación que provoca la tamsulosina, que son principalmente dos: una disminución del volumen eyaculado y la eyaculación retrograda, es decir, después de alcanzar el orgasmo se produce una eyaculación que va a la vejiga en lugar de al exterior (el contenido de la eyaculación llega a la vejiga y luego va a ser expulsado por la primera erección después de haber tenido ese orgasmo). Si se experimentan estos problemas, más que rebajar la suele retirarse su administración.

¿Qué diferencias hay entre el láser verde y el láser ómnium? ¿Cuál es mejor?

La mayor diferencia es que son dos tipos de energía diferente, por lo que, al menos en nuestra experiencia, no hay uno mejor que otro: va a depender sobre todo de la disponibilidad de cada uno y de la experiencia del equipo quirúrgico usándolo.

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments

0
Would love your thoughts, please comment.x