Problemas de próstata

Cirugía de próstata con láser

Dentro de las técnicas quirúrgicas para tratar los agrandamientos de próstata, el láser es una opción terapéutica bastante precisa y segura.

Tradicionalmente, las cirugías de próstata habían sido realizadas con métodos convencionales pero en las últimas décadas ha surgido un gran auge de técnicas más modernas como las intervenciones laparoscópicas y el uso del láser.

Este último ha sido un gran aliado en este tipo de operaciones en la que la anatomía es muy pequeña, la accesibilidad es limitada y en las que se requiere alta precisión. Las cirugías láser para la próstata constituyen un procedimiento médico mínimamente invasivo y con un elevado nivel de éxito y seguridad.

En estas cirugías con láser, el médico inserta una cánula con una cámara en su extremo a través del orificio uretral externo del pene. El láser emitido por la punta del aparato flexible (al lado de la cámara) elimina el exceso de tejido prostático en la uretra sin necesidad de realizar una cirugía abierta.

Introducción a la próstata y sus afecciones

La próstata es una glándula masculina que se encuentra debajo de la vejiga urinaria, rodeando la uretra y anterior al recto. Tiene el tamaño aproximado de una castaña de Indias y cumple importantes funciones para la reproducción del hombre.

HBP próstata agrandada 01

Esta glándula secreta sustancias clave para el mantenimiento de los espermatozoides contenido en el semen. La mayor parte de este fluido es producido por las vesículas seminales. Sin embargo, la próstata libera sustancias tales como:

La próstata es un órgano que recibe y redirecciona el contenido seminal proveniente de los conductos de las vesículas seminales y el contenido espermático de los conductos deferentes (provenientes de los testículos, donde ocurre la espermatogénesis). Por ende, es el sitio anatómico donde se conjugan todos los fluidos seminales con los espermatozoides justo antes de la eyaculación masculina.

Además de secretar algo de fluido seminal, necesario para la eyaculación, la próstata también actúa como:

El semen es un microambiente ideal en el que los espermatozoides pueden moverse y del que pueden nutrirse durante horas mientras se encuentran en el canal vaginal y uterino para la fertilización del óvulo femenino en las trompas de Falopio.

La regulación de este órgano (la próstata) está a cargo de los factores hormonales del que la testosterona el factor hormonal masculino más importante.

No obstante. Con el paso de los años, la producción de testosterona (a cargo de las células de Leydig en los testículos) y el número de receptores androgénicos en la próstata pueden verse alterados y aumentados. Esto crea una hipersensibilización de la glándula a la testosterona y un incremento descontrolado de productos metabólicos que podrían hacer que esta se hipertrofie e inflame, produciendo una próstata agrandada.

HBP próstata agrandada 02

Dado la anatomía prostática y su estrecha vinculación con la uretra, todo agrandamiento de la próstata puede desencadenar signos y síntomas patológicos de las vías urinarias. Generando molestias y dificultades para orinar, eyacular e incluso, en la erección del pene y la transmisión de estímulos nerviosos sexuales. Poniendo en peligro la salud sexual y la de otros órganos, como los riñones.

Dentro de las afecciones de próstata, la hiperplasia benigna de próstata es la más frecuente en hombres mayores de 40 años de edad (el grupo etario más vulnerable a los agrandamientos de próstata). 

A menudo, el pronóstico de esta enfermedad suele ser medio-bajo debido a que los pacientes son detectados en etapas avanzadas. Probablemente debido a los paradigmas que aún siguen existiendo con respecto al principal diagnóstico: el tacto rectal.

Cuando el agrandamiento de la próstata se torna crónico, las complicaciones son bastante molestas y además, la terapia farmacológica no surte efecto, se recomienda el tratamiento quirúrgico o las cirugías prostáticas.

¿Está buscando precios o información?

Utilice nuestro asistente virtual y reciba en su e-mail todo lo relacionado con los tratamientos que le interesan. Presupuestos, tiempos de recuperación, hospitalización, posibilidades de financiación mes a mes, etc.

En apenas unos minutos y sin compromiso alguno.

En cumplimiento del Reglamento General de Protección de Datos le informamos que los datos por Vd. proporcionados serán objeto de tratamiento por parte de Andromedi con la finalidad de prestarle el servicio solicitado y/o contratado. Los datos no se cederán a terceros salvo en los casos en que exista una obligación legal. Para más información puede consultarla pinchando aquí.

¿Con qué fin se realizan cirugías láser para la próstata?

La cirugía láser para la próstata está especialmente indicada (entre otras patologías) para la hiperplasia benigna prostática (HBP).

La hiperplasia benigna de próstata se manifiesta con signos y síntomas bastante específicos como por ejemplo:
El bloqueo en las vías urinarias puede originarse también por otras patologías y condiciones de salud como:

¿Cuáles son los beneficios de la cirugía láser frente a las técnicas convencionales?

Frente a la cirugía abierta de próstata y la RTUP (resección transuretral prostática), la cirugía láser cuenta con varias ventajas y beneficios como:

Cirugía ¿en qué consiste?

¿Cómo es la preparación previa a la cirugía?

Antes de la cirugía, el médico organizará una serie de consultas para examinar el estado de salud del paciente, realizar algunos análisis (de laboratorio y por imágenes médicas) y recomendará algunas indicaciones como:

¿En qué consiste la anestesia quirúrgica?

La anestesia de la cirugía láser de próstata puede ser de dos tipos diferentes, que dependerán del tipo de láser utilizado y la técnica empleada. Esto garantiza que el procedimiento sea totalmente indoloro. La anestesia puede ser general (con el paciente inconsciente) o anestesia raquídea (con la que se adormece el área de operación y el paciente permanece despierto).

Es probable que con la anestesia raquídea el paciente reciba sedantes nerviosos para que se encuentre tranquilo mientras esté consciente durante la intervención.

¿Cómo es el procedimiento?

Después que el paciente ha sido anestesiado y estabilizado dentro del quirófano, se le introduce una cánula delgada y flexible a través de la uretra, en la cabeza del pene.

Esta cánula posee en su extremo una cámara de alta definición que le permite al cirujano interviniente observar el procedimiento desde un monitor externo. También, la cánula posee un dispositivo que emite láser, el mismo que será utilizado selectivamente para cortar, eliminar o vaporizar el tejido prostático.

El cirujano va extrayendo el tejido con pinzas especiales hasta dejar libre el canal urinario, también por vía transuretral.

¿Cómo es la recuperación de la cirugía? ¿cuáles son los cuidados postquirúrgicos?

Después de la cirugía es posible notar algunos signos normales de hinchazón en las vías urinarias. Estos incluyen dolor al orinar, incontinencia urinaria (o goteo en la ropa interior), sensación constante de querer orinar, ardor en la punta del pene y, en algunos casos, algo de sangre en la orina (hematuria).

Para evitar esto, los médicos colocan una sonda vesical (también llamado catéter) durante algunos días o hasta que cesan los signos inflamatorios de la orina. Esto se realiza con el fin de permitir la correcta cicatrización de los tejidos uretrales y prevenir infecciones (dado que el tejido se encuentra expuesto).

Además, se le recomienda a los pacientes que guarden reposo físico y que eviten realizar actividades extenuantes como correr, montar bicicleta o levantar objetos pesados desde el suelo. También se suele indicar antibióticos para prevenir infecciones del tracto urinario y analgésicos, para tratar el dolor.

Resultados de la cirugía

En la gran mayoría de los casos (más del 90 por ciento aproximadamente), la cirugía láser de próstata logra mejorar significativamente el flujo de la orina en hombres con algún tipo de hiperplasia prostática.

Estos resultados suelen ser perdurables pero, en algunos casos, el tejido prostático puede hipertrofiarse nuevamente y requerir otra intervención quirúrgica al cabo de unos años. Es de vital importancia mantener una vigilancia urológica después de la intervención para prever cualquier nueva alteración.

Tipos de láser

El láser empleado en estas cirugías corresponde a un tipo de haz de luz ultra concentrado que es capaz de cortar tejido biológico con una precisión extraordinaria. No obstante, el tipo de luz emitido puede variar, pero el fundamento es el mismo. Dentro de los tres tipos de láser más empleados en cirugías prostáticas están:

Vaporizador selectivo de próstata

El láser empleado concentra tanto calor en un punto anatómico dado que puede llegar a vaporizar el material biológico, por lo cual, su extracción está facilitada. Tiene alto poder para eliminar el tejido hipertrofiado.

Ablación láser de próstata con holmio

El láser de holmio es un tipo de emisor láser de alta precisión. También es utilizado para eliminar cálculos renales (litiasis renal) que podrían bloquear las vías urinarias.

Enucleación láser de próstata con holmio

El enucleador láser de próstata es un instrumento médico altamente sensible que permite extraer gran cantidad de tejido. Incluso más tejido que los tipos de láser anteriores.

Se emplea en casos de hombres con HBP severa.

¿Cómo se escoge el tipo de láser adecuado a las necesidades del paciente? ¿cómo saber cuál láser es el indicado para cada caso?

El tipo de láser utilizado en la cirugía dependerá de varios factores, pero los más importante son:

Otros factores que se consideran en la elección del láser quirúrgico serían el tipo de equipo disponible y las competencias del médico con un aparato dado.

¿Existen riesgos de la cirugía con láser? ¿Cuáles son esos riesgos?

La cirugía con láser de la próstata puede acarrear algunos riesgos. No obstante, estos son poco frecuentes y suelen tener un buen pronóstico si son adecuadamente tratados.

Dentro de los riesgos se encuentran desarrollar:

Reserve su cita en nuestro centro pinchando aquí

Preguntas frecuentes acerca de la cirugía de próstata con láser

Hide

Hide

¿Puede utilizarse la cirugía láser para tratar el cáncer prostático?
Aunque mucho menos frecuente que la cirugía abierta con bisturí, el láser también puede ser utilizado para tratar quirúrgicamente esta enfermedad. Sin embargo, los cirujanos y urólogos se encuentran ante un problema: el cáncer a menudo se encuentra mal localizado dentro de la próstata, complicando su resección por medio de un láser transuretral.
¿Pueden tenerse relaciones sexuales después de la cirugía de próstata?
Los médicos desaconsejan tener relaciones sexuales durante al menos dos semanas posteriores a la cirugía de próstata debido a que la eyaculación podría ser dolorosa, hemorrágica (hemospermia) y entorpecer el proceso de cicatrización de la uretra.
¿Cuánto dura la intervención quirúrgica?
Este tipo de intervenciones quirúrgicas suele ser bastante rápido en comparación con las técnicas tradicionales. Rara vez excede las dos o tres horas de intervención (sumadas a las 24 o 48 horas de recuperación hospitalaria).

Referencias médicas y bibliografía

BLOG ANDROMEDI

Otros artículos que te pueden interesar

Jaime Bachiller

Autor

Jaime Bachiller


El Doctor Jaime Bachiller es un referente en Urología, además de ser un gran experto en laparoscopia urológica, hiperplasia benigna de próstata, cirugía de próstata, cáncer de riñón, litotricia láser y litotricia extracorpórea. Asimismo, es el Jefe de servicio de Urología en el Hospital San Juan de Dios del Aljarafe e imparte clases de cirugía laparoscópica urológica en el Centro de Mínima Invasión de Cáceres. Ha sido premiado en varias ocasiones por la cirugía laparoscópica del cáncer de próstata por puerto único y a la Excelencia Investigadora

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

(2) Comentarios en Cirugía de próstata con láser

  1. Avatar
    Héctor L.
    4 junio 2020 Responder

    79 años de edad, el Urólogo aconseja intervención con rayos láser. orino durante la noche máximo 3 veces, el chorro de la orina es casi normal y sin dolor peor presencia de sangre, tengo disfusión eréctil. Deseo recuperar mi actividad sexual con la intervención. No sé si sea posible. Quisiera conocer el valor de un implante peneano con prótesis maleable o si amerita la hidráulica. Por favor hagame saber el costo. Agradecido

    • Clínica Urología y Andrología Andromedi
      Clínica Urología y Andrología Andromedi
      16 junio 2020 Responder

      Hola Héctor. Sin duda, podemos ayudarle en cualquier caso. Le enviamos por email toda la información que nos solicita, un saludo.